Skip to main content

Precauciones con los monzones

La temporada de los monzones empieza los primeros días de julio. Las lluvias, viento y relámpagos que se generan pueden romper los postes del servicio eléctrico. Para evitar los peligros de los monzones, recuerda lo siguiente:

  • Mantén una distancia de por lo menos 100 pies de los postes.
  • Si le cae un poste a tu automóvil mientras te encuentras dentro, quédate dentro del auto hasta que llegue el personal de rescate.
  • Si es absolutamente necesario salir del auto, procura no tocar el vehículo y el suelo a la misma vez. Salta del vehículo de tal manera que puedas caer sobre ambos pies juntos. Procura no separar los pies mientras te alejas cuidadosamente del vehículo hasta estar al menos a 100 yardas (metros) de distancia.
  • Jamás intentes rescatar a una persona atrapada en un vehículo en contacto con cables eléctricos. Marca el 911 inmediatamente para que envíen a un rescatista profesional.
  • Procura no nadar ni ducharte durante una tormenta. Un relámpago puede caer en la alberca o correr a lo largo de la tubería hasta la regadera.
  • Si te es posible, desconecta los cables de tu equipo electrónico para evitar algún daño por los relámpagos que pueden correr a lo largo de los cables hasta llegar a tu equipo.
  • Mantente alerta para no estorbar al personal que esté reparando daños.
  • Mantente preparado. Ten a la mano una lámpara de pilas y suficientes pilas por si necesitas usarla por un tiempo prolongado.